Menu

Guisantes lágrima tradicionales con almejas

23 - 02 - 2018

Muchos consideran al guisante lágrima como el caviar vegetal o el caviar verde debido a que la experiencia en boca ofrece el delicado sabor de sus azúcares, su savia y una textura que reflejan el cariño con el que son cultivados.

La temporada de producción es corta, se inicia en el invierno y acaba cuando la primavera se insinúa a principios del mes de marzo. Los pocos agricultores que miman el cultivo de este guisante, la mayoría en la zona costera de Euskadi por sus excelentes condiciones micro climáticas, saben que deben conocer su punto adecuado de maduración y recogerlo al alba, antes de que el sol empiece a calentar, para después pelarlos a mano.

Merece la pena dedicar su tiempo a localizar el lugar en el que podamos conseguirlos, porque su exquisitez no pasa desapercibida. Pero tened en cuenta que se comen casi crudos o cocinados ligeramente.

Así que una vez los tengáis en la cocina, os propongo que los acompañéis con unas buenas almejas y podáis preparar esta receta.

Ingredientes:
500gr guisantes lágrima
150gr cebolla Figueres
3 cabezas de ajo
30/50gr harina
100ml vino blanco
1/2 litro fumet
16 unidades de almejas
Sal y pimienta

Elaboración:

Pochar lentamente la cebolla y los ajos picados en una cazuela. Cuando este bien pochado sin que tenga color, añadimos la harina y rehogamos. Añadimos el vino y evaporamos. Mojamos con el fumet y cocinamos 5 minutos. Reservamos.

A la hora de servir, calentamos una parte de la salsa y añadimos los guisantes. Cuando empiece a hervir añadimos las almejas y cocinamos hasta que se abran. Rectificamos la condimentación y servimos.

Comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

17 + 17 =